close
Cinco productos adictivos de Bara Cosmetics

Cinco productos adictivos de Bara Cosmetics

¿Alguna vez habéis sentido adicción por una crema? ¿Habéis pensado en ella y habéis tenido la necesidad de levantaros del despacho, del sofá o de la cama (vale eso ya es muy fuerte) sólo para olerla? Si es así no os recomendamos la lectura de este artículo, ya que es altamente adictivo. Si no has sentido nunca estos impulsos quizás encuentres la horma de tu zapato en estas líneas. Y todo se lo debemos a una de las marcas que más nos sorprenden día a día como es Bara Cosmetics.

Fue hace algunos años cuando una de vosotras nos preguntásteis por esta marca que desconocíamos y, desde entonces Bara Cosmetics. no ha dejado de enamorarnos con cada producto. Tanto es así que algunos de ellos los tenemos sólo para olerlos en la mesa del despacho, como nuestra amada barrita Negra Flor. Si amas la vainilla te derretirá.

Pero ese no es el objeto de este artículo, ya que en él queremos hablaros de algunas de las novedades de esta marca española. Si eres de las que dejas todo para última hora y aún no tienes el regalo para mamá aquí tienes unas buenas ideas ¿Empezamos?

Amanda mascarilla limpiadora

Marcarilla Amanda de Bara Cosmetics

Hecha con pasta de almendra, esta mascarilla suave como pocas nos recuerda mucho al Tronco de Navidad (ahora Bûche de Noel) de Lush por su textura, aunque por su composición es más similar a Piel de Ángel de esta marca británica, con la diferencia de que en Bara todos, absolutamente todos sus productos, están exentos de ingredientes tóxicos.

Pues bien, Amanda lleva toneladas de almendras (igual nos hemos pasado un poco…), glicerina, kaolín, agua de rosa damascena, aceite de lavanda, leche de avena, aboluto de vainilla y benjui. Como resultado tenemos una pasta compacta pero maleable. Tomamos una porción del tamaño de un garbanzo más o menos y la mezclamos con un poco de agua. Podemos ponerla en el rostro y dejarla actuar o dar un suave masaje para que active la circulación. Al estar hecha con almendra molida es extremadamente suave. La glicerina, el agua de rosas, el aceite de lavanda, la leche de avena y la vainilla son perfectas para las pieles sensibles, maduras o atópicas. Pero su contenido en kaolín la hacen ideal también para las pieles juveniles y con acné, dejando una piel suave y muy hidratada al mismo tiempo.

Es un auténtico placer masajear la piel con ella, ya que al ser tan suave activa la circulación sin que tengamos que pagar por ello una sequedad o tirantez posterior. La única pega que le encuentro a este producto es que su aroma a lavanda nos parece algo excesivo y hubiéramos preferido un aroma más dulce en el que predominara la almendra, pero eso son manías personales 😉

El precio de esta maravilla para la piel es de 7,95 euros por 100 gramos y dura muchísimo…

Aceite Facial Antiox

Aceite facial Antiox

Con este descriptivo nombre Bara nos trae uno de sus tres aceites faciales nocturnos con los que completar una rutina de belleza. No es nuevo que en Orgànics Magazine adoramos los aceites para el rostro, y este es perfecto para las pieles de a partir de 35 años, pero si tienes menos también lo puedes usar 😉

En primer lugar del INCI tenemos el aceite de jojoba, nuestro aceite preferido del mundo mundial y el que más recomendamos en nuestra sección Help! ya que es el más similar a nuestra piel y con el que recomendamos ‘resetear’ nuestra piel cuando nos queremos pasar al lado bio de la vida y no sacamos a flote los estragos que los malos productos, el tiempo y los problemas dermatológicos han dejado en nuestra piel. Y por eso adoramos que esté el primero del INCI. Le sigue el aceite de cáñamo, muy rico en ácido linoléico que ayuda a las pieles con dermatitis a calmarse ya que controla los procesos inflamatorios al tiempo que  disminuye la cantidad de tirosinasa disponible, logrando una disminución de las manchas en la piel. Y sólo vamos por el segundo ingrediente. A estos se les añade el aceite de macadamia, riquísimo en omegas que ayuda a redensificar la epidermis, el aceite de granadas, del cual son muy conocidas sus propiedades anti age, vitamina E y coenzima Q10, puro alimento para nuestra piel, a los que se unen el extracto de rosa damascena y el aceite de mirra que, como muchos aceites esenciales, son antibacterianos, antifúngicos y ayudan a las pieles mixtas y con acné adulto a mejorar día a día.

Sin duda estamos ante un aceite muy potente y muy bien formulado. Además, el equilibro entre los aceites más grasos como el de macadamia con otros más secos como el de cáñamo, hacen que este aceite sea bien tolerado por todas las pieles, desde las más secas a las mixtas. Aporta luminosidad al rostro y hace que te levantes con el rostro aún hidratado (si te lo pones bastante antes de acostarte, si no la que se levanta súper hidratada es la almohada).

El aroma de este producto no es especialmente destacable, ya que es muy suave con un ligero toque a rosas, pero rosas muy dulces mezcladas con el aroma de las nueces de macadamia, pero de forma muy sutil. Así que si como a nosotras no te vuelve loca el aroma de las rosas, este te encantará porque es muy poco perceptible y se confunde con el de los frutos secos.

El precio de este producto presentado en envase de cristal opaco con cuentagotas de 30ml es de 24,95 euros.

Champú sólido DTox

Champú sólido DTox

Con DTox tenemos un todoterreno capilar en el más amplio sentido de la palabra. Un champú 100% natural, sólido y sin sulfatos, para una limpieza profunda y la eliminación de toxinas. Con aceites esenciales de hinojo, menta, eucalipto, limón y jengibre, para estimular el cuero cabelludo y la circulación sanguínea, y con carbón activo, arcilla blanca, regaliz, té verde, ortiga, aloe y árnica, para eliminar el exceso de grasa que tapona los folículos pilosos y aportar nutrientes que promueven la regeneración capilar, además de mantener el cabello limpio de residuos.
Por si todo esto fuera poco, este champú también es perfecto para los cabellos canos y rubios, para evitar que con el tiempo y el cloro de las piscinas y demás se tornen verdosos, ayudando a mantener las canas y mechas brillantes y preciosas y los rubios dorados como el sol.

Pero lo que más nos ha sorprendido de todo es que bajo su apariencia agresiva y unisex se esconde un champú delicadísimo con el cuero cabelludo con un aroma a regaliz que nos vuelve locas. Si tienes problemas en la piel busca Glycyrrhiza Glabra entre sus ingredientes y hallarás algo de calma. Y si encima se acompaña de orgiga y árnica como es el caso de este champú sólido (entre otros muchos ingredientes), mejor que mejor

Además por su INCI y por los suaves sulfatos que usa pudiera parecer que es un champú que no hace espuma. Y nada más lejos de la realidad, ya que hace espuma rica, abundante y duradera. Sin duda una de las gratas sorpresas de esta marca que ya nos había enamorado con su Marte pero que con DTox nos ha dejado alucinadas.
El precio de este producto de 60 gramos es de 11,95 euros en su web.
Jabón líquido Sunny

Jabón líquido Sunny

Muchas veces cuando las marcas ponen en las etiquetas ‘jabón líquido’, realmente nos encontramos ante un sin-det (si quieres saber más sobre el tema te invitamos a leer nuestro artículo de jabones), pero no en este caso, ya que nos encontramos ante un maravilloso jabón líquido con aroma a flash de lima-limón (vale, no sabemos cómo se llaman esos polos en bolsita en otros lugares, pero en Valencia se llama Flash). Nos ha encantado su aroma, su espuma, lo bien que limpia y su aroma. Sí, lo repetimos, pero es que es absolutamente delicioso. Nos lo beberíamos…

Si tuviéramos que ponerle una pega, diminuta, a este gel es precisamente esa. Que es muy pequeño. Perfecto para el gimnasio, para viajar pero, de verdad, invito a las marcas españolas a sacar tamaños económicos de un litro. Sé que jamás vamos a poder comprar un jabón líquido de un litro a un euro, pero sí les invito a sacar tamaños familiares sin miedo ¡que lo estamos deseando! El precio en su web de este producto de 100 gr es de 6,95 euros y el del envase de 250 gr 13,95.
Crema Repair

Repair Crema Hidratante Corporal

Pues no sabemos qué decir de esta crema… Lo cierto es que cuando leemos nuestras reviews de productos parece que vivamos en el país de las Maravillas (no el de Alicia que nos parece terrorífico). Pero es que para que podamos testar un producto o una marca, éstos han pasado antes un estricto filtro. Una vez pasan ese filtro llamado INCI, ya los podemos testar sabiendo que estamos ante un producto excepcional. Porque para Orgànics Magazine todos de los que os hablamos lo son. Bien por precio, bien por la calidad de sus ingredientes, bien por la perfección en su formulación. En algunas ocasiones es la prueba organoléptica la que se queda un poco más corta, pero que se suple con un INCI espectacular, y viceversa. A veces hay productos con un INCI más justito (siempre bio, por supuesto), pero que al probarla vemos que se adapta bien a todas las pieles, que tiene un aroma muy similar al de los productos convencionales sin los tóxicos de éstos, que sus resultados se pueden equiparar a los esperados de la cosmética ordinaria o que su precio hace que sea un producto asequible para todos los bolsillos… Son muchos parámetros. Y a cada producto le pedimos unas cosas.

Pero lo cierto es que algunos de ellos nos dan más de lo que les pedimos y, en esos casos, no podemos sino declarar nuestro amor por ellos. Y eso es lo que nos ocurre con la crema Repair de Bara Cosmetics. Es una crema ultra densa, como una manteca, pero no sólida. Al abrirla nos invade un aroma a medio camino del yogurt y la vainilla. Con un toque afrutado y ácido pero, al mismo tiempo, dulcísimo. No sabemos explicarlo bien…

Y nuevamente sus ingredientes nos sorprenden: infusión de regaliz (¿os hemos dicho que la adoramos?), manteca de karité y de cacao, miel (por lo que no es vegana, aunque siempre cruelty free), aceite de rosa canina y oliva, aloe, glicerina, cera de cáñamo, alcohol cetílico, aceite de girasol y extracto de Eufrasia, como principales ingredientes de esta fantástica crema reparadora.

La hemos usado para manos destrozadas, para la piel seca, para hidratar la piel tras los eccemas… y para mucho más. Y es que su aroma es tan arrebatador que esperamos que llegue ese fugaz momento de sofá y manta al final del día para acurrucarnos, coger nuestra crema reparadora y buscar una excusa para usarla. Una de las cosas que más nos gusta es que a pesar de ser tan rica no es nada pesada, se absorbe de forma inmediata y no deja ningún rastro graso al usarla, por lo que hemos podido ponerla en las manos ajadas por el frío, por las labores en nuestra incipiente huerta, y seguir tecleando al ordenador acto seguido.

Si tuviéramos que ponerle una pega a esta crema es que a pesar de lo maravillosa que es y lo deliciosamente que huele al llevar perfume (natural, ¡eh!), puede que las personas muy sensibles a los aromas no puedan usarla, y es una pena porque por su composición exenta de aceites esenciales es perfecta para personas con SQM. Así que, como siempre, animamos a Bara Cosmetics a sacar una versión scent free de esta maravilla ¡¡pero que no se les ocurra tocar esta!!

El precio de esta gran receta de cosmética natural es de 15,75 euros los 100 gramos y 26,25 euros el tarro de 200 gramos en su web.

Y hasta aquí esta review de nuestra querida marca Bara Cosmetics. Una marca de cosmética sin tóxicos, 100% honesta y en la que se demuestra de una cosmética fresca y divertida es totalmente compatible con nuestra salud.

Orgànics Magazine

Orgànics Magazine

El primer magazine on line sobre moda sostenible, belleza ecológica y green living de España ¿Te quedas con nosotr@s?

6 Comentarios

  1. La crema reparadora me ha encantado, bueno sinceramente todo, pero ando a la caza siempre de cremas reparadoras para mi hija con piel atópica así que me lo apunto. Gracias

    1. Jajajaj, Esther. A nosotras nos pasa lo mismo, por eso hemos hecho este especial. Iremos haciendo más a medida que conozcamos más productos.

  2. No es oro todo lo que reluce. En su limpiadora como just like honey hay lo que mal se engloba como perfume, del que desconocemos su procedencia. Lo mismo para sus jabones, que ensucian sus incis con colorantes artificiales , como el poco recomendable CI 19140 que podéis encontrar entre otros en su jabón bosque encantado.
    Decisiones que no entiendo porque mira que no hay colorantes y esencias naturales con la que decorar sus productos.
    Eso sí, el inci de amanda y sus champús sólidos Marte y Dtox son geniales AUNQUE la textura de piel de angel me parece más fácil de aplicar.

    1. Hola Ernesto. Hemos consultado con la marca sobre tus duda y amablemente nos ha respondido. Te ponemos su texto íntegro. Un abrazo.

      ” Hola Ernesto,

      Muchas gracias por tu comentario, porque son estas cosas las que nos empujan a reinvestigar sobre ingredientes que estábamos dando por buenos. Vamos a intentar explicarte lo que ha habido detrás de las decisiones de incluir algunos ingredientes, aunque lo cierto es que nuestra tendencia es ir revisando las formulaciones cuando surgen dudas o nuevos datos sobre sus componentes, y tender a ser lo más naturales posibles (pero es verdad que con algunos colorantes y fragancias, si no encontramos el equivalente natural, optamos por uno sintético siempre que pensemos que es seguro).

      En el caso de los colorantes, cuando empezamos a formular los jabones queríamos que tuvieran colores vistosos, y nos encontramos con que muchos de los ingredientes que probamos para darles color no conseguían la intensidad que buscábamos o se decoloraban al poco tiempo, y por eso buscamos algunos sintéticos, que se usaran en alimentación principalmente, para conseguir esa intensidad y que duraran en el producto, como es el caso del 19140. Siendo además productos que se aclaraban en vez de dejarse sobre la piel, como los jabones, nos pareció razonable sacrificar el que no fueran naturales a cambio del resultado visual (a lo mejor te parece curioso, pero hay jabones que no se usan con el mismo placer si tienen otro color, hemos hecho pruebas de uso con ellos con exactamente la misma formulación pero sin colorantes y la percepción sensorial es completamente distinta, curiosamente la vista también aporta mucho al placer de usar una pastilla de jabón y a la mayoría de la gente nos resulta más agradable con unos colores que con otros). De todos modos, revisaremos la información sobre colorantes para ver si podemos hacer nuevas pruebas para intentar sustituirlos por alguno natural con el mismo resultado.

      Con los perfumes el tema es algo distinto. Hay perfumes que hacemos nosotros, y entonces siempre especificamos los ingredientes exactos que llevan, y perfumes que compramos ya hechos, que es cuando aparecen como parfum en nuestros INCIs. Aunque hemos pedido a la gente que los hace que nos especifique un poco más su procedencia, principalmente si son naturales o no, o el porcentaje de ingredientes naturales que llevan en su composición, nos han dicho que no pueden hacerlo por temas de secreto de formulación (por lo tanto, y ante la duda, nosotros siempre los consideramos totalmente sintéticos a la hora de calcular los ingredientes de origen natural que tienen nuestras fórmulas, aunque es probable que muchos no lo sean, o al menos no en su totalidad). Los utilizamos porque son fragancias que nos encantan y porque nos han asegurado que no llevan tóxicos en su formulación, pero es un tema en el que estamos trabajando, porque también a nosotros nos gustaría tener más detalles sobre ellos para poder ajustar más la información que os damos sobre nuestros productos.”

  3. Ya os conté las ganas que tengo de probar Amanda porque me encanta Piel de ángel y, al ver ésta, de una marca que mejora Lush en mi opinión… ¡cómo no iba a quererla! Los aceites también me llaman la atención, y el champú, y la crema, y la barrita que recomendáis también queda apuntada y, y, y… ¡¡A ver cuando me paso por Madrid!!

    1. Jajajjaja, pues ya nos contarás con lo que cargas!!!! Para nosotras la crema Repair ha sido un descubrimiento im-pres-cin-di-ble ya en nuestra rutina 😉 Besossssss

Deje un comentario

error: El contenido esta protegido!