close
Cubre de caricias a tu bebé con Mima Cosmetics
25 octubre 2017423Visitas

Cubre de caricias a tu bebé con Mima Cosmetics

Cada vez son más las personas emprendedoras que se lanzan al mundo bio y crean marcas de la que enamorarse. Ese es el caso de Mima Cosmetics, una gama de productos para bebés elaborada con mucho cariño que hemos tenido la oportunidad de conocer de primera mano.

Con un total de cinco productos en el mercado, esta nueva marca Made in Andorra es una auténtica delicia natural y certificada con Ecocert, con ingredientes ecológicos que va desde el 12,9 por ciento del gel y champú, hasta el 31,4 por ciento de ingredientes ecológicos de la crema de pañal, un espectacular producto que, al igual que el resto de la línea, cuenta con un bonito packaging.

Una de las cosas que más nos ha gustado es su aroma, 100% natural sin tóxicos ni alérgenos, parecido al de las muñecas antiguas que nos tiene locas. Pero os hablamos de ello con detalle.

Gel y Champú Mima Cosmetics

En este suavísimo gel y champú para bebés lleva en segundo lugar del INCI agua de hamamelis, uno de los más dulces hidrolatos especialmente indicados para pieles delicadas, junto con la caléndula y la camomila también presentes en la fórmula. El aceite de albaricoque, de jojoba, de girasol y el extracto de malvavisco hacen de este gel un producto muy suave para los peques, incluso con el sulfato Cocamidopropyl Betaine es un gel muy delicado para el bebé, aunque ya sabéis que siempre preferimos un coco glucoside para sus pieles, pero la fórmula es tan suave…

Como os hemos comentado, este producto tiene un 12,9 por ciento de ingredientes ecológicos certificados y un 99,4 por ciento de ingredientes naturales en su fórmula. El precio de este producto es de 8,40 euros en mimacosmetics.com.

Leche hidratante corporal Mima Cosmetics

Formulado con aceite de jojoba en segundo lugar de la composición y aceite de albaricoque en el tercero, esta suavísima leche corporal es una delicia para las pieles de los chiquitines, ya que además de estos dos ricos aceites contiene hidrolato de camomila y caléndula, así como manteca de karité, aceite de girasol y extracto de malvavisco para cuidar la piel del bebé desde el inicio.

A todo esto le añadimos la glicerina natural en cuarto lugar del INCI que mantiene la hidratación de la piel. Es un producto muy suave que se absorbe perfectamente, aunque tarda un pelín en hacerlo al ser de una consistencia bastante lechosa, por lo que nos permite dar un masajito al bebé para tener ese contacto piel con piel que tanto le gusta a nuestros retoños. Digamos que su rapidez de absorción está a medio camino de una crema densa y un aceite. Se nota el esfuerzo formulativo de Mima Cosmetics en la selección y orden de los ingredientes, pero si tuviéramos que ponerle una diminuta pega sería esos dos alcoholes que tiene que para la piel de los bebés nos hubiera gustado más un alcohol cetílico, aunque ello implicara una crema más grasa y con un tacto menos seco, aunque este producto está perfectamente equilibrado para ser usado incluso en recién nacidos.

El precio de esta leche hidratante de bebé con un 26,9 por ciento de ingredientes ecológicos y un 99,4 por ciento naturales es de 12,90 euros en la web de la marca, y hemos de decir que cunde tanto que es como si sus 200ml fueran el doble ¡con una dosificación tienes suficiente para la piel de un bebé!

Crema facial Mima Cosmetics

Con una composición similar a la de la leche corporal, esta suave crema facial es perfecta para los bebés que presentan algún tipo de problema cutáneo, como las típicas engordaderas o los granitos de denticion, ya que al contener cera de abeja mantiene hidratada la piel y crea como una finísima capa que hace que las babitas ácidas no molesten tanto, aunque en casos más graves será necesario recurrir a productos específicos, pero esta cremita nos parece perfecta para esas caritas. Si tu bebé se pone rojito con el frío, esta crema también puede ayudarle, ya que contiene ingredientes suaves y calmantes que le ayudarán.

Os hemos de decir que esta crema nos ha enamorado, ya que hidrata muy bien la piel, huele deliciosamente y alivia esas pequeñas molestias de los peques ¡y mayores! La hemos usado en días de viento en los que la piel se corta y sufre más de lo habitual y nos ha ido perfecta.

Aunque en esta ocasión sí vemos el alcohol cetílico, al igual que con la leche encontramos otros dos alcoholes muy bien equilibrados, pero en productos de bebés siempre apostamos por la perfección 😉

El precio de esta maravillosa crema facial es de 7,40 euros en la web de la marca.

L’Eau de Bébé de Mima Cosmetics

Iris, hojas de té y algodón son algunas de las notas de esta delicada agua floral con hidrolato de naranja y aloe vera orgánico de gran suavidad para el bebé. Su aroma, como toda la línea, nos recuerda sutilmente a las muñecas antiguas con ese aroma dulce y suave.

Mima Cosmetics ha optado por este aroma natural para su línea que, además, está exento de alérgenos, para hacer más inocua si cabe su línea. Sin duda nos parece una de las aguas perfumadas más idóneas para el bebé, para poner en su ropita y, aunque esta sea natural y con ingredientes suaves mejor no la ponemos en su piel.

Si estás embarazada te recomendamos que empieces a usarla un par de meses antes de nacer tu retoño y la sigas usando después de su nacimiento. Los bebés tienen un sentido del olfato extremadamente desarrollado y oler a su mamá les tranquiliza. De esta forma cuando te tengas que ausentar su aseo diario le recordará a su mamá y se sentirá menos desvalido.

Para ellos estar lejos de mamá es un gran sufrimiento, ya que ella es sinónimo de supervivencia. Nuestra vida moderna, nuestros deseos y nuestras necesidades del siglo XXI poco o nada tienen que ver con lo impreso en nuestro ADN desde el principio de los tiempos.

Otra de las cosas que nos gusta de esta agua de bebé es que su aroma se desvanece de forma que sólo lo puedes apreciar al acercarte al bebé o al oler tu piel o tu ropa directamente, permitiendo que el bebé tenga ese aroma cerca pero que también pueda sentir a mamá, papá o a las personas que lo rodean, arropándolo y haciéndole ver que no está solito.

El precio de este producto es de 14,50 euros en la web de Mima Cosmetics.

Crema de pañal

Con un 31,4 por ciento de ingredientes ecológicos, la mayor proporción de toda la gama, llegamos a esta impresionante crema de pañal ecológica donde el esfuerzo formulativo de esta marca tiene su máxima expresión.

Con un precio de 8,50 euros, esta es una crema llena de virtudes. Para empezar tiene dos aceites en segundo y tercer lugar del INCI como son el de jojoba y el de albaricoque, dos de los aceites más suaves e indicados para la piel de los bebés. Estos aceites junto con la manteca de karité y el aceite de girasol nos proporcionan una hidratación perfecta, mientras que la glicerina natural mantiene la humectación natural de la piel.

La piel del culete es la más sensible de todo el cuerpo del bebé y, puesto que está en permanente contacto con el pipí y las heces, es imperativo poner una pequeña barrera en la piel para que no irriten el culito de nuestro peque. Esta barrera la logran en Mima Cosmetics con la lanolina y la cera alba, dos excelentes productos para aislar la piel de forma natural.

A pesar de esa pequeña barrera, no podemos aislar al completo la piel del bebé, ya que sería contraproducente y no le permitiríamos realizar su papel correctamente, por lo que para minimizar las irritaciones contamos con el óxido de zinc, que también cumple un papel aislante importante, pero funciona muy bien para calmar irritaciones del culete, junto con la camomila, la caléndula y el malvavisco. Por su lado el ácido láctico le proporciona a la piel una protección extra, ya que es uno de los componentes básicos de nuestro manto hidrolipídico que no sólo ayuda a mantener la hidratación correcta de la piel, sino que mantiene su Ph ácido equilibrado.

Por último los lactobacillus actúan reponiendo parte de la flora, sobre todo en los momentos de dentición, con el inicio de las nuevas dietas o después de la administración de antibióticos. Podríamos hablar largo y tendido de la importancia de una correcta flora intestinal para la salud del bebé y del futuro adulto y cuanto más estudiamos el intestino y su papel vital en la salud humana menos comprendemos la medicina actual donde los conocimientos están tan compartimentarizados y cada especialista trata su área sin mirar el conjunto.

La microbiota intestinal

Cuando nuestro bebé está en el vientre materno vive en una especie de burbuja con un intestino aséptico (aunque los últimos estudios sugieren que no es totalmente aséptico y que desde la gestación se produce un intercambio y una especie de programación del feto).

Ya durante el parto, el bebé entra en contacto con las bacterias vaginales y anales de la madre, pero también con las cutáneas a través de la piel y del pezón de la madre y las que se encuentran en el ambiente y en las personas que entran en contacto con el bebé las primeras horas, de forma que se inicia la colonización intestinal.

Durante las primeras horas se produce una colonización de bacterias que consumen oxígeno para crear las condiciones adecuadas y dar paso a otras anaerobias que serán las formarán parte de la microbiota del intestino del neonato. La lactancia materna provee al bebé de los anticuerpos y las bacterias necesarias para una microbiota intestinal correcta.

Cuando leemos sobre este apasionante proceso, que en los diversos estudios científicos empieza a perfilarse como el proceso más vital del bebé junto con el de la respiración autónoma, pensamos siempre en la conquista de América. En esas películas en las que la gente llegaba a un pedazo de tierra virgen corriendo como desesperados para poner una pica y declararlo su territorio.

Algo así ocurre con la colonización del intestino del neonato, y las bacterias que adquiere el bebé durante el parto y en la lactancia materna determinan quién y cómo coloniza el intestino del pequeño, así como su predisposición a determinadas alergias y enfermedades, su correcta asimilación de minerales y vitaminas y un largo etcétera de condicionantes que con cada estudio científico se descubren más fascinantes y determinantes en la vida de las personas.

Tiene sentido pues cuidar nuestro intestino antes del embarazo (y no, tomar probióticos no es la solución, es como llegar el último a América y pretender clavar una pica en un terruño con dueño…) para asegurarnos de que los primeros que lleguen y pongan la pica sean las bacterias buenas, que crecerán y mantendrán a raya a las malas, tan necesarias en nuestro organismo como peligrosas si se descontrolan.

En estos estudios podéis leer más sobre este apasionante tema y cómo el uso de antibióticos debilita la microbiota, así como una colonización incorrecta está relacionada con las enfermedades autoinmunes, la propensión a tener caries, las alergias e intolerancias alimentarias y las enfermedades de la epidermis.

Así que si tu bebé sufre alguna de estas dolencias y tu dermatólogo te dice que no tiene nada que ver con su alimentación y su intestino… te damos argumentos científicos para que obtengas tus propias conclusiones.

Orgànics Magazine

Orgànics Magazine

El primer magazine on line sobre moda sostenible, belleza ecológica y green living de España ¿Te quedas con nosotr@s?

Freche Freunde, los snacks ecológicos de fruta y verdura

Bio Happy

Gel de ducha Greenwood de Bio Happy: la complejidad aromática unisex

Dejar comentario

error: El contenido esta protegido!