close
Organic Surge un pequeño milagro de la mano de Clementine

Organic Surge un pequeño milagro de la mano de Clementine

Hoy os queremos hablar de una marca de la que ya os hemos hablado en alguna ocasión. Se trata de la marca Organic Surge y, al igual que la vez anterior, lo hacemos de la mano de Clementine, una de nuestras tiendas preferidas y a quienes tenemos pendiente visitar en su tienda en pleno centro de Bilbao en cuanto nos hagamos un viajecito por el Norte, que ya va tocando… En esta ocasión os traemos cuatro productos sensacionales, uno de los cuales os va a solucionar la vida a más de uno.

Loción Corporal Organic Surge Fresh Ocean

captura-de-pantalla-2016-11-14-a-las-21-48-47

Certificada por Ecocert como orgánica, esta loción con un 99 por ciento de ingredientes naturales y un 11 por ciento de ingredientes ecológicos tiene como ingredientes activos principales el aloe vera, la manteca de karité y de cacao, el aceite de girasol y una mezcla de aceites de limón, naranja, bergamota, palmarosa, lima, menta y extracto de romero. De esta forma, nos encontramos ante una emulsión muy suave y de fácil penetración cuyo aroma nos recuerda al del primer aceite daúrico corporal de Natura Siberica. Se extiende perfectamente, se absorbe muy bien y deja la piel muy mate, suave y lista para vestirnos en un segundo.

Una de las cosas que más nos gusta del envase es el tacto. A pesar de que éste es de plástico, la etiqueta es satinada y de gran calidad, por lo que le aporta una suavidad muy agradable. A pesar de que en el texto dice que te sumerges en el océano al aplicarla, para nosotras el aroma no nos recuerda para nada a la brisa oceánica, sino a un dulce y refrescante granizado de limón. Eso sí, si Organic Surge quiere, nos lo tomamos en un paseo marítimo…

Este producto nos encanta para esta época del año en la que cuando salimos de la ducha queremos algo que se aplique y absorba rapidito, que ya empieza a hacer frío. El precio de este envase de 250ml es de 10,95 euros en beclementine.es

Exfoliante corporal tropical

captura-de-pantalla-2016-11-15-a-las-03-25-39

A pesar de que en Orgànics Magazine no somos muy amantes de los envases de plástico, reconocemos que este exfoliante está perfectamente presentado en él. La comodidad con la que se abre, la anchura de la boca y el hecho de que sea de plástico nos permite usarlo con total comodidad en la ducha sin miedo a que se nos resbale de las manos. Con un aroma algo más tropical que la loción corporal, pero dejando sentir el toque cítrico, este exfoliante nos permite eliminar suavemente todas las células muertas de la piel. Con un 99 por ciento de ingredientes naturales y un 14 por cierto de ecológicos, este producto tiene el grano pequeño y bastante diseminado, por lo que permite una exfoliación suave.

Sin embargo el polvo exfoliante es la piedra pómez, de sobra conocida por sus propiedades abrasivas, que, obviamente, no se deshace en el agua. Esto está muy bien porque permite eliminar las células muertas sin que se disuelva, cosa que sí ocurre con otros hechos a base de sal o caña de azúcar (que por otro lado que adoramos), por lo que permite que la exfoliación sea todo lo intensa que deseamos.

En el lado opuesto si nos exfoliamos en la bañera en vez de en la ducha, las partículas se depositan en el fondo de ésta y esa sensación de estar exfoliándonos durante todo el baño no nos ha acabado de motivar…, pero como lo normal es que nos duchemos, ahí si que lo hemos disfrutado a placer.

El precio de este producto de 350ml es de 16,50 euros en la tienda Clementine.

Contorno de ojos hidratante 20ml Organic Surge

captura-de-pantalla-2016-11-15-a-las-03-25-25

Muchas veces vemos los tamaños de los contornos de ojos y nos parecen ridículos de tan chiquitines. Sin embargo al cabo de las semanas nos descubrimos poniendo más cantidad de la indicada porque no se acaba nunca y queremos probar este o aquel producto que nos han recomendado. En el lado bio de la vida también sufrimos de incongruencias y no todos los caminos son dorados y llevan a Oz…

Sin embargo, ninguna de estas cosas nos pasará con este contorno de ojos. Primero porque su tamaño es tan grande que parece casi una crema facial, y en segundo lugar porque nos está gustando tanto que no nos vemos rezando para que se acabe.

No podemos deciros por qué nos gusta tanto. Es una mezcla fantástica de factores que nos hacen adorarlo. El primero de ellos es que es profundamente hidratante. Deja el contorno de los ojos visiblemente hidratado, sobre todo si como a nosotras tu problema más que la arruga marcada es la arruga de la sonrisa.

El segundo es que se absorbe muy bien y no deja rastro. Ni brillo, ni mate. La piel del contorno del ojo queda muy hidratada y jugosa, ligera y refrescada. Nos gusta tenerla en la mesa del despacho y usarla cuando sentimos los ojos cansados. En un momento renacen. Y si lo tienes en la nevera el placer es doble y la descongestión ocular máxima.

Llevamos usándolo varias semanas (en las que sólo lo usábamos en la parte inferior del ojo porque en los párpados estábamos siguiendo otro tratamiento), y nos tiene enamoradas su resultado. Además por mucha crema que te apliques no molesta en los ojos, no te hace velos si por error se mete en el ojo…

Este gigante contorno de ojos tiene un precio de 26 euros en la web de Clementine y está hecho con un 98 por ciento de ingredientes naturales y un 91 por ciento de ingredientes orgánicos certificados por Ecocert, lo cual es mucho… Entre éstos destacan el aloe vera en primer lugar del INCI, seguido de la manteca de karité, la glicerina, la manteca de cacao y el aceite de girasol. Otros ingredientes activos son el aceite de jojoba, de pepita de uva y extracto de alfalfa, una leguminosa que esconde un tesoro en su interior.

Y es que a veces nos vamos a los confines del mundo y justo a nuestro lado tenemos algunos de los ingredientes más exquisitos que la naturaleza pueda darnos y que ahora parece estar volviendo con la moda de los suplementos en polvo, pero han formado parte de nuestra vida y nuestra cultura durante centurias…

Crema Universal Little Miracles de Organic Surge

captura-de-pantalla-2016-11-15-a-las-03-52-32

Vivimos en un mundo donde la imagen y el marketing lo es todo. Vemos un anuncio de una dulce niña jugando mientras de su pelo salen gotas de brillo pintadas con trazos infantiles y ya nos estamos poniendo las zapatillas para bajar al ‘super’ a por el bote para que la niña de nuestros ojos luzca ese pelazo. La verdad es que somos facilones. Y si nos encontramos ante una crema tan delicadamente presentada, con sus mariposas y su letra en plateado, tan minimal, tan cuqui… lo lógico es que caigamos rendidos a sus pies. Máxime cuando esa crema se llama Little Miracles, que ya casi nos garantiza algo que está en manos de santos y dioses. Pero en Orgànics Magazine siempre intentamos poner un poco de cordura y os pedimos que no compréis esta crema por su preciosa caja. Compradla porque a muchos os va a solucionar la vida. Así de sencillo. Si esto fuera una publicidad de esas que te prometen todo tipo de cosas, al pie de la foto habría una explicación que vendría a decirte que en realidad no es así. Pero, por suerte, nosotras no somos un anuncio y lo que os decimos es totalmente cierto porque lo hemos vivido en nuestras carnes. Eso sí, si la compráis y no os funciona no se admiten reclamaciones, sabéis que todo lo que recomendamos lo hacemos de corazón, porque lo hemos probado, porque nos funciona, pero cada piel es un mundo y cada persona un universo…

Cuando Leticia de Clementine nos mandó este producto de Organic Surge nos dijo ‘por favor probadlo con personas que tengan la piel muy mal, nos han dicho varias clientas que es una maravilla’. Y dicho y hecho. A los pocos días, como si el viento hubiera escuchado sus palabras el otoño nos mostró su cara más pura (que no dura, ya sabéis que adoramos esta estación). Viento, frío y lluvia. El frío hace que nuestro querido Leo se le pongan los mofletes, la boca y las manos terriblemente mal. Como si se hubiera quemado. Somos precabidos y antes de que llegue el invierno le vamos poniendo nuestras pequeñas maravillas. Pero este año llegó sin avisar y al salir del cole daba pena verlo. Le picaba el agua de la piscina, el tomate de la cena era una tortura… Por la noche le pusimos Little Miracles entre llantos de escozor. Al cabo de los segundos ya no le molestaba y al día siguiente no quedaba ni rastro de la erupción. Para las manos agrietadas, con sabañones, eccemas y sarpullidos es fantástica, para la dermatitis, para las afecciones de la piel con costras y descamaciones… Su uso es apto incluso para bebés recién nacidos.

Y yendo al INCI os diremos que es una formulación que no difiere demasiado de otras destinadas a pieles atópicas, pero en Organic Surge han tenido una gracia especial para combinarlas porque lo cierto es que es una crema sensacional: glicerina, manteca de karité, de cacao, aloe, camomila, lavanda y extracto de pomelo como principales ingredientes activos. Incluso llevando alcohol cetílico y bencílico es suave con la piel. Así, nos encontramos ante una crema muy densa con un 98 por ciento de ingredientes naturales, de los que el 83 por ciento son ecológicos y con un persistente y dulce aroma a manzanilla que, sólo con olerla, ya parece tranquilizarnos.

El precio de este pequeño gran milagro es de 17,50 euros en Clementine.

Y hasta aquí nuestra opinión sobre los productos Organic Surge que hemos podido probar gracias a Clementine. Y ya os decimos que no serán los últimos que probemos de esta excelente marca escocesa…

Orgànics Magazine

Orgànics Magazine

El primer magazine on line sobre moda sostenible, belleza ecológica y green living de España ¿Te quedas con nosotr@s?

6 Comentarios

  1. La probé con mi hijo de tres años tras más de dos semanas con todas las piernas con rojeces y picores. La pediatra nos dijo que se iría con hidratación profunda pero por más que le echábamos al salir del baño mantecas y aceites parecía no querer desaparecer. Al probarla una noche el olor me pareció algo fuerte, pero fue mano de santo. Al día siguiente apenas tenía rastro y con un par de días más como nuevo. Para nosotros realmente ha resultado milagrosa

    1. Hola Ana. Me alegra muchísimo leer eso. Sobre todo porque para otras mamás es super útil vuestra experiencia. Un abrazo y gracias por compartirlo.

  2. Hola Nina! Sobre la crema little miracles:

    – Crees que la podría utilizar como hidratante habitual? Tengo la piel con rosácea y bastante seca. Vengo utilizando desde hace tiempo la marca I+Naturkosmetic ( especializada en pieles sensibles) pero por la mañana se me queda corta de hidratación por eso pensaba en cambiar y tal vez probaría con esta.

    – por otro lado: crees que podríamos comparar esta crema de little miracles con la correctora de sinthesis salud?

    Gracias como siempre. Nos has mostrado interesantes propuestas con esta marca que particularmente no conocia. Besitos.

    1. Hola Flor.
      – Para las zonas afectadas definitivamente sí, para el resto igual la notas un poco ‘tapada’ ya que es muy rica, pero ahora que ya hace fresquito igual te va bien.
      – Comparar sí y no. Para las zonas afectadas sí, pero no tiene las mismas propiedades para el resto de cosas que la de Sinthesis que es como un botiquín casero. Es como decir que el arroz a la cubana y la paella son arroces. Sí y no… Pero la verdad es que a nosotras nos ha sorprendido mucho esta crema.

      1. Ok. definitivamente probaré la litte miracles como hidratante aunque reconozco que no comprendo muy bien cuando dices que igual noto la piel como ” tapada” por ser la crema muy rica…tal vez te refieras a que es muy hidrantante y cubriente? Es que si te refirieses a eso casi que sería algo positivo porque la tengo tan tan seca.
        Respecto a la comparación que te hacía con la de sinthesis: entiendo que en caso de brotes de rosácea la de miracles me podría funcionar igual de bien aunque claro, para otras afecciones entiendo no me funcionará. Lo cierto es que ahora que pronto seré mamá mi intención es la de tener algún potingue tipo botiquín casero, que dices tú, y la de sinthesis supongo que haría perfecta esta función pero es que se me va tannnto de presupuesto, así que te consulto: y si me hiciese con el aceite de Iwonatura ( creo que te leí en alguna consulta que lo consideras muy apropiado como producto botiquín) para utilizarlo de la misma forma que podría utilizar la crema de sinthesis? Si no recuerdo mal no es excesivamente caro y si me puede funcionar igual de bien creo que apuesto por el aceite en lugar de la crema. Gracias por tus consejos Nina. Me sirven de mucho. Saludos.

        1. Hola Flor. Sí, a eso me refiero. Muchas personas con rosácea no les gusta texturas que tapen tanto y prefieren otras más livianas. Pero ya nos contarás cómo te va. Lo del aceite, sí se usa igual, pero el resultado no es el mismo. El aceite nos gusta más para el cuerpo, pero para el rostro… ¡Pero nos cuentas cómo te va y así les sirve a otras lectoras! Nosotras no tenemos rosácea y nos guiamos por los INCI pero, sobre todo, por vuestras experiencias!!!

Deje un comentario

error: El contenido esta protegido!