mantecaslimpadorasgrande

Mantecas limpiadoras, la base de la doble limpieza

Compartir

Más allá de un invento de las revista de moda, la doble limpieza es una técnica de limpieza facial que nos ha conquistado. Al menos una vez por semana (y siempre que vamos maquilladas ‘para salir’) usamos la técnica de la doble limpieza. 

Para ello hemos de usar una limpiadora de base mantecosa u oleosa, bien una manteca como las que hoy os presentamos, bien un aceite como los que os presentaremos en unos días. Primero ponemos la manteca o el aceite y limpiamos el rostro con ellos. Los aceites y mantecas arrastran la suciedad y dejan la piel maravillosa. Eliminamos los restos con una muselina o con agua tibia.

Luego aplicamos una segunda limpieza con un gel o jabón facial de los que tienes en nuestro artículo sobre limpiadoras faciales en gel o jabones ecológicos en pastilla. Os dejamos un par de ellos ¡aunque tenemos muchos más!

Para finalizar limpiamos con agua tibia la piel y aplicamos nuestro cosmético nocturno. Si tienes la piel grasa o con impurezas esta doble limpieza es sensacional, ya que te aseguras de limpiar bien el rostro con la máxima delicadeza. Si tu piel es seca las mantecas actúan para que el manto hidrolipídico quede intacto. Una doble limpieza es una doble ganancia para la piel.

Estas cinco mantecas que os presentamos no sólo sirven para la doble limpieza, sino que son tan suaves y limpian tan bien que las usamos cotidianamente sin aplicar el segundo paso. Y no sólo son aptas para pieles secas o maduras ¡también hay para pieles mixtas y grasas!

Dr. Hauschka Crema Limpiadora

Esta crema limpiadora está a medio camino de la leche limpiadora y las mantecas limpiadoras. Es una crema densa y que limpia en profundidad sin agredir la piel. Lo cierto es que nos enamoró desde que la probamos por primera vez. Contiene caléndula, manzanilla e hipérico, tres ingredientes idóneos para las pieles que sufren y las delicadas pero, al mismo tiempo, su textura harinosa hace que arrastre la suciedad de forma súper efectiva incluso para las pieles mixtas y grasas que se benefician de una limpieza profunda sin la contrapartida de las limpiadoras convencionales que desequilibran la piel y ofrecen un efecto rebote.

Eso sí, no hemos de frotar el rostro con este producto porque no es un exfoliante y se aplica un poco sobre la palma de la mano y se emulsiones con agua. Después se aplica con pequeños toquecitos sobre la piel sin arrastrar. Para finalizar aplicamos agua templada o fría en el caso de pieles mixtas y grasas. 

INCI: Water (aqua), Prunus amygdalus dulcis (sweet almond) seed meal, Calendula officinalis flower extract, Anthyllis vulneraria extract, alcohol, Arachis hypogaea (peanut) oil, Chamomilla recutita (matricaria) flower extract, Hypericum perforatum flower/leaf/stem extract, Helianthus annuus (sunflower) seed oil, Hamamelis virginiana (witch hazel) bark/leaf extract, Triticum vulgare (wheat) germ oil, Prunus amygdalus dulcis (sweet almond) oil, fragrance (parfum)*, citronellol*, geraniol*, Malpighia punicifolia (acerola) fruit extract, xanthan gum, lecithin, algin.
*de aceites esenciales naturales

Este tubo de 100 mililitros lo encontramos en la web de la marca dr.hauschka.com por 27,00 euros, también disponible en formato de 50 y 10 mililitros. 

Compartir

Tal vez te interese

El primer magazine on line sobre cosmética natural y ecológica, alimentación consciente, tóxicos, moda sostenible y green attitude de España. Porque la ecología es cuestión de actitud ¿Te unes a nosotras?
avatar

  Despliega para ver las opciones de suscripción a este artículo...  
¿Te suscribes a los comentarios de este artículo?
Esther RG
Esther RG

Aquí una super fan de la doble limpieza, e igual q vosotras la conocí gracias a la Carrot Butter, y desde ese día no ha vuelto a faltar una manteca en mi vida. La de Jane también la he probado y me gusta

Close Cookmode
error: El contenido esta protegido!