Línea corporal Såper: la cosmética natural y bio que alimenta la piel

Rectangle on tropical leaves background

Los productos corporales triunfan en verano y hoy os vamos a hablar de unos productos de la marca española de cosmética natural y bio Såper, una de nuestras preferidas desde hace mucho tiempo.

Porque Victoria y Fernando formulan de maravilla (y con su línea antiage nos dejaron con la boca abierta), pero no solo son especialistas en cosmética natural y ecológica para el rostro, sino que sus productos corporales son extraordinarios.

Crema Corporal Skin Repair Body Butter

Empezamos con la que, probablemente, sea la mejor manteca corporal que hemos probado. De hecho en los I Orgànics Clean Awards ganó el premio a la Mejor Manteca Corporal Para 2020. Por mil cosas.

Porque tiene una composición que quita el sentido, con un aroma a naranja que nos enloquece.

Tiene una untuosidad perfecta, ya que es una manteca muy poderosa pero al ponerla en la piel se absorbe rápidamente y no pesa, no ocluye, no lo notas, pero sí deja un velo de nutrición divino.

Además viene presentada en un tarro precioso de Miron Glass. El cristal violeta tiene propiedades biofotónicas, es decir, permite pasar la luz UV al interior, que es un biocida y mantiene la proliferación bacteriana a raya, por lo que tu crema no solo no se hará mala al estar en contacto con la luz, sino que estará más protegida y en óptimas condiciones, cosa que si tuviera un envase normal no ocurriría.

Eso sí, hablamos solo de la luz, no de dejarlo a pleno sol en agosto 😉

En cuanto a los ingredientes, esta manteca tiene en primer lugar el aloe vera, un ingrediente casi mágico por la cantidad de propiedades que tiene para la piel, desde antiinflamatoria, hasta fungicida, pasando por su capacidad antioxidante, aceleradora de la sanación de heridas, o aliviando el dolor causado por las quemaduras leves.

Cientos son los estudios que podemos encontrar de este increíble ingrediente y sus propiedades, pero echando un ojo a su rica composición podemos darnos cuenta de por qué tiene tantas propiedades.

Pero uno de los procesos que más nos interesa es el de su capacidad recuperadora de la piel que se debe a la presencia de glucomanano, que afecta al factor de crecimiento de los fibroblastos y estimula la actividad y la proliferación de estas células y, a su vez, mejora la producción y la secreción de colágeno.

El mucílago de aloe vera no sólo aumenta la cantidad de colágeno en el lugar de la herida, sino que también aumenta las conexiones transversales entre estas bandas en lugar de crear un cambio en la estructura del colágeno y como resultado acelera la mejora de la herida y de la piel.

Podríamos hablar durante horas de este increíble ingrediente ecológico, puesto que tiene un 90,88 por ciento de ingredientes certificados.

Después del Aloe barbadensis tenemos el aceite de oliva. Un aceite tan de ir por casa que a veces olvidamos las asombrosas cualidades que posee para nuestra piel y que esta marca de cosmética natural y bio Made in Spain, rescata en sus formulaciones.

Son muchos los estudios existentes sobre las fantásticas propiedades del aceite de oliva virgten extra, como la protección cardiovascular, la capacidad antiinflamatoria y la mejora de la microbiota intestinal, entre otras propiedades, pero también es asombroso en nuestra piel, ya que su alto contenido en polifenoles le provee de efectos antioxidantes, antiinflamatorios, antialérgicos, antiaterogénicos, antitrombóticos y antimutágenos. 

En tercer lugar del INCI tenemos un alcohol graso, que no reseca la piel, sino que la mantiene humectada, seguido de aceite de sésamo, que, además de tener propiedades antiinflamatorias y antioxidantes, decrece la síntesis de la melanina, perfilándose como un aceite blanqueante, perfecto para eliminar marcas en la piel.

El aceite de girasol es otro de los pequeños tesoros escondidos de la naturaleza para nuestra piel, ya que su altísimo contenido en Vitamina E lo hace idóneo para las pieles dañadas, además de su alto contenido en ácido linoléico, un ácido graso prometedor como tratamiento seguro para muchos desórdenes de la piel, incluyendo dermatitis atópica, psoriasis, acné vulgar, lupus eritematoso sistémico, cáncer de piel no melanoma y melanoma.

Junto con estos aceites tenemos la manteca de karité, otro regalo de la naturaleza, que no solo aporta nutrición a la piel y ayuda a sanar las heridas por su perfil de ácidos grasos, sino que tiene propiedades asombrosas para afecciones tan inusitadas como la rinitis alérgica.

Por su lado, el extracto de caléndula es uno de los antiinflamatorios naturales más potentes de la naturaleza. Tanto es así que se han realizado ensayos en bebés con dermatitis de pañal severa y los resultados de la caléndula han sido superiores incluso a los de las clásicas cremas de pañal con óxido de zinc y derivados petroquímicos, ya que la caléndula no solo acelera la curación de las heridas, sino que no tiene efectos adversos ni alergias conocidas.

Para rematar la composición de lujo de esta maravilla de cosmética natural y bio tenemos varios aceites esenciales como son el de naranja dulce, geranio y mandarina que le otorgan a esta crema unas propiedades aromaterapéuticas relajantes y ansiolíticas.

De hecho, los aceites esenciales se han convertido en fuente de muchos estudios por sus amplios efectos neurológicos. Esto es debido a que los aceites esenciales son una mezcla de compuestos químicos altamente concentrados. Por fin la ciencia puede demostrar las propiedades que desde hace siglos se vienen recogiendo en tradiciones orales y escritas que han sido consideradas como charlatanería con falta de rigor científico.

Hoy podemos demostrar que la aromaterapia es una terapia con mayúsculas, ya que cada vez son más los estudios que podemos leer sobre el uso de los aceites esenciales para tratar estados del ánimo adversos como miedo, pánico, depresión, ansiedad, insomnio e, incluso, dolor, náuseas y efectos adversos de la quimioterapia.

Ojalá todos aquellos que han clamado durante tantos años contra la aromaterapia pidieran perdón y se retractaran, porque han hecho un daño tremendo a una terapia tan amable como científica. Basta entrar en las mejores publicaciones científicas y ver la cantidad de ensayos que se han hecho con estos compuestos que, básicamente, se usan para aliviar la pena y el dolor a las personas sin atiborrarlos de medicamentos.

Ingredientes: Aloe barbadensis (aloe vera) leaf juice*, Olea europaea (oliva) fruit oil*, Cetearyl Alcohol, Sesamun indicum (sésamo) seed oil*, Butyrospermum parkii (karité) butter*, Helianthus annuus (pepita girasol) seed oil*, Cetearyl glucoside, Citrus sinensis (ae naranja dulce) peel oil expressed*,  Calendula officinalis (caléndula) flower extract*, Pelargonium graveolens (ae geranio) oil, Citrus reticulata-blanco (ae mandarina)peel oil expressed, Citric acid, Tocopherol, Dehydroacetic acid, Benzoic acid, Sorbic acid, Benzyl alcohol, Limonene**, Linalool**, Citral**, Citronellol**, Geraniol**
*ingrediente ecológico certificado, **presente de forma natural en los aceites esenciales

Después de este análisis no podemos sino decir bondades de esta manteca tan gustosa, con un aroma a naranja tan divino y limpio, con una untuosidad perfecta… Nos gusta tanto que a veces hemos puesto capas y capas de crema hasta saturar la piel, porque es un auténtico placer usar este producto de cosmética natural y bio que nos vuelve locas.

El precio de esta manteca de 200ml es de 32,90 euros en la web de Såper.

Aceite Corporal Caléndula & Naranja Dulce

La manteca anterior tiene su versión ‘light’ en aceites. Y decimos que es light porque tiene una composición mucho más minimal, perfecta para las pieles delicadas y para los bebés.

Partimos de una composición de tres aceites vegetales como son el de almendra (con un perfil lipídico perfecto para combatir psoriasis y eccema), girasol y oliva, a los que se unen el extracto de caléndula.

A los aceites esenciales de maranja dulce y mandarina se unen en esta maravillosa mezcla el de mejorana, que tiene actividades antioxidantes, hepatoprotectoras, cardioprotectoras, antiplaquetarias, gastroprotectoras, antibacterianas y antifúngicas, antiprotozoarias, antiaterosclerosis, antiinflamatorias, antimetastásicas, antitumorales, antiulcerosas y de inhibición de la anticolinesterasa.

Las que más nos interesan a nivel dermatológico son las antibacterianas y antifúngicas. Este aceite esencial se ha mostrado efectivo para combatir los patógenos Beneckea natriegens, Erwinia carotovera, Moraxella, Aspergillus, Staphylococcus aureus, Streptococcus pyogenes, Bacillus cereus, B subtilis, Pseudomonas aeruginosa, Salmonella poona, Escherichia coli, y dermatofitos, convirtiéndose en un potente antimicrobiano, sobre todo para personas que sufren de algún desorden dermatológico, como la dermatitis atópica o la psoriasis.

Este aceite de Såper cosmética natural y bio es una joya. Presentado en una botella de cristal Miron Glass, su aroma dulce es siente desde el primer momento. Los aceites de esta marca española son densos, repletos de ingredientes potentes y efectivos.

Nos encanta usarlos después de la ducha, cuando la piel aún está algo húmeda por dos motivos: primero porque podemos aplicar el producto mucho mejor y precisa menos cantidad. Segundo porque deja ese velo maravilloso que adoramos en la piel reducido al mínimo ya que al combinarlo con la humedad de la piel se absorbe de inmediato, cosa que adoramos en verano ya que preferimos texturas de rápida absorción.

El aroma que deja en la piel es magnífico. Si te has pasado con el sol, este aceite hará maravillas con tu piel. (Esperamos que no tengas que usarlo con estos fines) y para los peques es una delicia.

Eso sí, al tener un aceite esencial tan potente lo recomendamos a partir de los seis meses de edad.

Ingredientes: Prunus amygdalus (almendra) dulcis oil*, Helianthus annuus (pepita girasol) seed oil*, Olea europaea (oliva) fruit oil*, Calendula officinalis (caléndula) flower extract*, Citrus sinensis (ae naranja dulce)peel oil expressed*, Citrus reticulata-blanco (ae mandarina) peel oil expressed, Origanum majorana (ae mejorada) leaf oil, Tocopherol, Limonene**, Linalool**, Citral**, Citronellol**, Geraniol**
*producto ecológico  **presente de forma natural en los aceites esenciales

El precio de este soberbio aceite corporal es de 27,50 euros en la web Såper.

Aceite Corporal Ultra Reafirmante

Se trata de un aceite seco, con una fórmula perfecta para la piel madura.

El aceite de argán es un rico aceite ideal para la piel seca o madura, pero con un tacto seco que hace que este aceite sea de rápida absorción. El aceite de argán evita la pérdida de agua de la piel, por lo que mantiene la hidratación óptima de la misma, además de restaurar la función de la barrera hidrolipídica.

Junto con el argán tenemos el aceite de sésamo, otro aceite seco muy indicado para pieles maduras, pero también para pieles mixtas. Tiene un alto contenido en vitamina E que unida a las propiedades antiinflamatorias y blanqueantes, ayudan a mejorar la piel y la proveen de los ácidos grasos necesarios.

El tercer aceite vegetal de esta magnífica fórmula es el aceite de girasol, perfecto para pieles dañadas ya que tiene una gran capacidad de recuperar las pieles y de ayudar a sanar heridas.

Junto con esta tríada de aceites tenemos los aceites esenciales de naranja y mandarina, así como el de incienso y cedro. Estos dos últimos, además de ser potentes antivíricos, están indicados para tratar múltiples afecciones de la piel, desde heridas a acné, pasando por problemas inflamatorios, tanto los generados por enfermedades autoinmunes como la celulitis, además de tener un efecto tonificante sobre la piel que se observa día tras día.

Así, esta fórmula de divino aroma cítrico-balsámico no solo mantiene la piel hidratada y nutrida, sino que es un completo tratamiento de cosmética natural y bio para la piel.

El precio de este aceite que despliega todas sus propiedades al ponerlo después de la ducha es de 28,90 euros en la web de Såper.

Ingredientes: Argania spinosa (argán) kernel oil*, Sesamum indicum (sésamo) seed oil*, Helianthus annuus seed oil*, Citrus sinensis peel (ae naranja dulce) oil expressed*, Citrus reticulata-blanco (ae mandarina) peel oil expressed, Boswellia carterii (ae incienso) oil, Cedrus atlantica (ae cedro)  wood oil*, Tocopherol, Limonene**, Linalool**, Citral**, Geraniol**
*producto ecológico  **presente de forma natural en los aceites esenciales

Aceite corporal anticelulítico Body Slim & Detox

cosmética natural y bio

Cuando pensamos en celulitis nos viene a la cabeza ese tejido acolchado de glúteos, piernas, cadera y vientre como una manifestación de los excesos de nuestra cómoda vida: sedentarismo, bebidas alcohólicas, exceso de grasas malas, dulces… Los cambios hormonales y de peso son los que más manifiestan esta antiestética huella del paso del tiempo en nuestra piel. 

Porque, reconozcámoslo, la celulitis es fea.

Fea por fuera y más fea por dentro. Porque no se trata de envidiar las piernas bien torneadas de una surfista veinteañera, sino que ese acolchamiento no es más que la punta de iceberg.

Como sabéis, en Orgànics Magazine estamos radicalmente en contra de la imagen de la mujer como un objeto que ha de ir de punta en blanco todo el día para ser del agrado a los ojos ajenos, algo demasiado metido en nuestro ADN.

Pero entre mirar el espejo deseando ver la imagen que las revistas de belleza proyectan en nostras y proponer como modelo un cuerpo obeso fruto del sedentarismo y una dieta a golpe de Just Eat, hay un abismo.

Porque la celulitis no es un problema estético, lo hemos dicho millones de veces. Sí, nos parece fea por fuera. No nos gusta tenerla y recordamos con nostalgia la época en que nuestra piel era lisa y firme como la tabla de esa surfista.

Pero más allá de que no nos guste su aspecto por fuera. No nos gusta su aspecto por dentro.

La celulitis va asociada a un estancamiento, a un mal funcionamiento de nuestro sistema linfático, a una acumulación de tóxicos y a causas víricas.

No es un problema menor. No es una tontería estética. Si tienes celulitis y notas la piel acorchada, tienes un problema interno.

Lamentablemente en este mundo de papel cuché todo se reduce a cómo aparentamos, a si entramos en la talla 38 (perdón, la 34, la 38 ya es talla grande) y por eso cuando se habla de celulitis se habla de centímetros, de bikini, de tipazo.

Pero jamás se habla de salud.

Esta fórmula de cosmética natural y bio de Såper no solo ayuda a drenar el tejido adiposo y activa la circulación, de forma que se va deshaciendo el edema poco a poco, sino que la fantástica combinación de aceites esenciales tienen un efecto anticelulítico porque también atacan el virus que provoca la celulitis.

¿El virus que provoca la celulitis? Pues sí. La mayor parte de las celulitis está causadas por una infección bacteriana de β-Hemolyticstreptococci, a la que se le une el S. Aureus, un gran conocido de las pieles con dermatitis y eccema, y el Haemophilus influenzae.

El poder bactericida de los aceites esenciales como el de enebro y cedro, ayudan a la piel a estar sana y a verse libre de la celulitis, al tiempo que el aceite esencial de limón ayuda a drenar los tejidos y el extracto de abedul se usa ampliamente para tratar la celutis.

El uso continuado de este aceite no solo afina la figura y reafirma los tejidos, disminuyendo la grasa y el efecto aconchado de la celulitis, sino que bajo la piel los efectos son más visibles: se mejora la circulación periférica, por lo que se oxigenan mejor los tejidos y las células oxigenadas son capaces de hacer mejor su función, se combate virus y bacterias causantes de las afecciones cutáneas, además de aportar suavidad y un perfil de ácidos grasos idóneo.

Eso por no hablar del arrebatador aroma del producto.

El precio de este espectacular aceite con un 99,40% de ingredientes ecológicos certificados por Bio Inspecta es de 30,90 euros en la web de Såper.

Ingredientes: Helianthus annuus (pepita girasol) seed oil*, Olea europaea (oliva) fruit oil*, Sesamun indicum (sésamo) seed oil*, Prunus amygdalus (almendra) dulcis oil*, Betula alba leaf  (abedul) extract*, Citrus sinensis (ae naranja dulce) peel oil expressed*, Citrus limon (ae limón) peel oil*, Citrus paradisi M.(ae pomelo) peel oil expressed, Juniperus communis (ae enebro) fruit oil*, Cedrus atlatica (ae cedro) wood oil*, Rosmarinus officinalis (ae romero) leaf oil*, Tocopherol, Limonene**, Linalool**, Citral**, Geraniol**
*ingrediente ecológico certificado, **presente de forma natural en los aceites esenciales

Sin duda, la línea corporal Såper es una de las más completas y mejor formuladas que tenemos en el mercado español de cosmética natural y bio, una gama tan buena que podrías bebértela (y no es por falta de ganas dados los aromas que tiene).

Y tú ¿has probado algo de esta marca manchega? ¡Cuéntanos cómo te ha ido!

Despliega para ver las opciones de suscripción a este artículo...
¿Te suscribes a los comentarios de este artículo?
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
error: El contenido esta protegido!